lunes, 16 de mayo de 2011

fibras: bambú


La fibra de bambú es una fibra natural de origen vegetal, obtenida de la materia prima de la pulpa de bambú. De ella se obtiene un tejido que protege nuestra piel ya que tiene propiedades antibacterianas, antiácaros e hipoalergénicas.

Es muy transpirable, por lo que proporciona una sensación de frescor.
El proceso de hilado del bambú da a la prenda una suavidad extra.


Ventajas

. El bambú es un recurso renovable: puede ser cosechado sin matar la planta, y tras unos pocos meses la planta está lista para ser cosechada de nuevo. Lo que es una elección perfecta para cuidar el medioambiente. Incluso muchos estudios de arquitectura empiezan a usar este material (en caña) en lugar de parquets ya que se evita la deforestación y sigue dando calidez a los suelos.

. El bambú, tiene como característica (si no se mezcla con fibras artificiales) que es biodegradable a los 10 meses enterrado bajo tierra.

. Suelen estar teñido con tintes naturales, que son más seguros para el medio ambiente.

. El tejido de bambú es antibacteriano por naturaleza.

. Sus tejidos adoptan colores brillante y ricos y naturales.

. Los tejidos constituidos por hilados de bambú son muy frescos y transpirables y tiene una gran caída.


Solemos encontrarlo en mezcla con otras materias primas tales como el algodón, cáñamo, seda, seda natural, lana o algodón. Estas mezclas determinarán las características finales de nuestro tejido. Es decir, si queremos suavidad, el bambú estará en proporción con materiales como la seda, el merino... si queremos resistención quizá lleve además algo de acrílico (que es una fibra sintética). Esto significa que es difícil encontrar un tejido 100% compuesto solo de un material, y cuando es el caso, suelen ser algo menos económicas. Las cualidades que la fibra de bambú aportará a nuestro tejido son frescura, trasnpirabilidad y la característica de ser hipoalergénica, además de ser respetuosa con el medioambiente.


la voz de la experiencia: el bambú, como casi todas las fibras vegetales, es transpirable y fresco para el verano. Su fibra es super suave, muy parecida a la seda, pero de ahí es de donde le viene su lado malo: al tener esa textura hace que sea muy resbaladizo, y las prendas tejidas con un alto porcentaje de bambú tienen una incontrolable tendencia a estirarse, lo que lo convierte en una mala opción para prendas de vestir, por ejemplo. Lo conveniente es que el porcentaje de bambú no sea muy alto, pero lo suficiente para que aporte suavidad, y que sea la otra fibra la que sustente la labor.

7 comentarios:

eva dijo...

Comentar que mi experta es susi, de en punto y alma. A ella quiero agradecer que poco a poco el blog vaya teniendo cositas de interés y secciones y todo.. Si no fuera por su experiencia y consejos esto estaría sólo a medio camino..! ;)

besos y espero que nos vaya sirviendo a todas para conocer un poquito más todo este enorme mundillo >.<

Asunción dijo...

Gracias a tí, que no paras de trabajar por este blog, aportas ideas nuevas, trabajo, tiempo. Eres el alma de este grupo.

Eva dijo...

Opino lo mismo que La Voz de la Experiencia, también llamada Gran Maestra Xan, cuando explica que el bambú es muy fresco y da gusto tocarlo pero que luego se estira y se alarga más que un día sin pan.

Gracias Evita!!!!

Mette dijo...

Gracias por poner estos temas. Es muy informativo.

La Maison Bisoux dijo...

Leyendo vuestros interesantísimos post, acabo de verme en el menú como "tejedora sin blog". Muchas gracias por acordaros de mí y enlazarme, jeje.

Me parece que este agosto me voy a tener que ir un par de semanitas por allí, jijiji.

Carmen dijo...

Enhorabuena Eva, estos cambios en el blog me encantan, y la información superinteresante.

Mohamed dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.